Menú Desde 1996 información y formación gratuitas para familias con hijos con problemas

Método de Kabat

La principal característica de este método es el empleo de movimientos masivos, basados en observaciones entre las actividades funcionales, como caminar, comer, etc. Estos modelos son espirales, de rotación y diagonales con una sinergia de grupos musculares.Consisten en los siguientes componentes:

  • Flexión o extensión
  • Abducción o aducción
  • Rotación interna o externa

Se utiliza la resistencia al movimiento para facilitar la acción de los músculos que se contraen contra la resistencia y los estímulos auditivos y visuales.

El método KABAT es un Método rehabilitatorio que emplea técnicas de facilitación neuromuscular propioceptivas. El Dr. Hernán Kabat y Miss Margaret Knott en el Kabat Káiser Institute, hicieron las primeras prácticas entre los años 1946 y 1951; la primera comunicación de que se tiene noticia fue suministrada por el Dr. Kabat en el Primer Congreso Mundial de Terapéutica Física en 1953. En la denominación del Método: “Técnicas de Facilitación Neuromuscular Propioceptivas” están implicadas las bases del mismo.

Facilitación: Perfectamente estudiadas en fisiología, sobre todo por Sherrington y en donde se habla de sumas de estímulos y nace el concepto de que cuando una vía aferente es excitada, queda facilitado el paso de los impulsos producidos por un segundo estímulo llegado al centro por la misma vía o por una vía convergente. En este método la facilitación sería la obtención pronta de una respuesta motora por medio de estímulos adecuados. Neuromuscular: Es en el mecanismo neuromuscular donde se espera el aumento de la respuesta. Propioceptiva: Las terminaciones nerviosas incluidas dentro de los músculos, articulaciones, ligamentos, tendones son las que dan el conocimiento de la posición que ocupa el cuerpo en el espacio. Por estiramiento, relajación, presiones, etc. engendra una serie complicada de reflejos (reflejo miotático) que en cierta manera gobierna la acción de los músculos agonistas y antagonistas. Es el estímulo de esta vía el que se emplea en esta técnica.

Estas técnicas pueden definirse como métodos de promoción a las respuestas del mecanismo neuromuscular por medio de las estimulación de los propioceptores. Para la realización de este método el kinesiólogo sigue aproximadamente este esquema: Comando verbal, Contacto manual, Tracción y presión, Estímulo y reflejo de estiramiento, Resistencia máxima, Patrones de movimiento, Entrenamiento muscular y Técnica de relajación.

  1. Comando Verbal: La realización de todo movimiento indicado en este método debe ir precedida de una voz de mando que sirva de estímulo al mismo. Se da mucha importancia a la claridad, precisión, tono y tiempo. No es lo mismo decir “mantenga el codo flexionado” que “flexionar”.
  2. Contacto Manual: Se aprovecha como estímulo propioceptivo colocándose la mano siempre en sentido opuesto al movimiento indicado.
  3. Presión y Tracción: También puede utilizarse con el mismo fin de estimulación propioceptiva.
  4. Estímulo y Reflejo de Estiramiento: Empleando en los casos en que no haya otra técnica que lleve a la contracción voluntaria, consiste en extender rápida y súbitamente en forma pasiva los músculos que intervienen en el movimiento, antes de ordenar su contracción.
  5. Resistencia Máxima: Es la aplicación de una fuerza opuesta a la del arco de movimiento. Un poco menos a la fuerza del paciente en una contracción isotónica y un poco mayor en la isométrica. Esto provoca además del estímulo una relajación de los músculos antagonistas.
  6. Patrones de Movimiento: Es quizás en este punto donde realmente difieren estas técnicas a las seguidas por la Escuela Argentina de Kinesiología. El Kinesiólogo en la reeducación de un movimiento siempre ha actuado en forma analítica descomponiendo el mismo y enseñando a realizar la flexión, extensión, abducción y adducción, etc., por separado. Ello lo ha llevado a la descripción de una serie de patrones de movimiento para cuello, tronco superior, tronco inferior, miembros superiores e inferiores, siguiendo estos patrones de movimiento y aplicando sobre ellos estímulos propioceptivos.
    Kabat agrega algunas otras técnicas que sirven para reeducar y fortalecer la parte muscular aprovechando el estímulo de estiramiento y la resistencia máxima. Ello se logra con contracciones repetidas, sostener-relajar y movimientos activos; inversión lenta y estabilización rítmica, a esto se denomina Entrenamiento Muscular.
  7. Técnicas de Relajación: Todas estas técnicas sirven para relajar músculos espásticos y contracturados. Además se obtiene la excitación de los músculos antagonistas a la espasticidad o contractura. Se emplea: a) Contraer-relajar. b) Inversión lenta sostener-relajar.

En resumen: El Método Kabat ha demostrado su eficacia en el tratamiento de las hemiplejías consecutivas o accidentes cerebro-vasculares, donde por tratarse de un problema central no puede apelarse a ningún tratamiento periférico, sino a la reeducación racional y científica. Las distintas técnicas enunciadas se van empleando en forma combinada o sucesivas según el caso, lográndose resultados altamente satisfactorios.

“Como el cerebro no sabe de músculos sino de movimientos.

thesis statement in a narrative essay

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.