Menú Desde 1996 información y formación gratuitas para familias con hijos con problemas

Creatividad

Para saber más

Definición

Es la capacidad de generar procesos de información, o productos o conductas innovadores y relevantes ante una situación de destreza o conocimiento insuficiente. También se puede definir como la generación de algo que es a la vez nuevo, original y apropiado, adaptado, útil.

Creatividad es: “Identificación, planteamiento o solución de un problema de manera relevante y divergente.”

La creatividad también es ingrediente fundamental de la inventiva, el pensamiento original, la imaginación constructiva, el pensamiento divergente…

En un contexto artístico, la creatividad se manifiesta en la capacidad de la obra para diferenciarse de lo previamente existente y en su poder evocador de emociones.

En contextos científicos la creatividad se pone de manifiesto en la “sorpresa” que genera una idea y la virtud de ésta al dar respuesta a alguna necesidad. Se han propuesto muchos criterios para determinar si una idea es creativa o no pero solamente existe consenso respecto a los dos criterios más básicos: originalidad y adecuación. La originalidad hace referencia al grado de novedad de una idea.

Aproximaciones teóricas

Una definición que acepta los enfoques anteriores es: Para Robert M. Gagné, la inventiva puede ser considerada como una forma de solucionar problemas, mediante intuiciones o una combinación de ideas muy diferentes, de conocimientos variados. Carl Ranso Rogers lo define como la aparición de un producto nuevo, que resulta por un lado de la singularidad de un solo individuo y, por otro, de los aportes que recibe ese único individuo de otros individuos y de las circunstancias de la vida. En Psicología: El pensamiento divergente es una actividad contenida en otra función del intelecto humano llamada imaginación, realizando algo nuevo desde cero, o lo mismo, de una manera distinta. Howard Gardner, Joy Paul Guilford y Robert Sternberg son psicólogos que han abordado la relación entre creatividad e inteligencia. En el ámbito hispánico, el filósofo José Antonio Marina ha estudiado algunos de los aspectos más importantes de la inventiva y Ricardo Marín Ibáñez ha estudiado este campo en el seno de la Pedagogía.

Para la Sociología, en la imaginación constructiva intervienen tres variables: el campo (jueces o grupos, sociales), el dominio (área o disciplina) y el individuo que hace las transformaciones. De esta manera, una persona realiza transformaciones en un dominio, que son evaluadas como creativas o peligrosas, por parte de los grupos sociales.

Teoría psicoanalítica: Relacionando a menudo a Carl Gustav Jung, los psicoanalistas dicen que el proceso creador es mucho más sensible a los procesos inconscientes o preconscientes, que a la simple solución de problemas, aun cuando hay cierta solución de problemas que son creativos.

El pensamiento original, como ocurre con otras capacidades del cerebro: la inteligencia, y la memoria, engloba a varios procesos mentales entrelazados que no han sido completamente descifrados por la fisiología.

El pensamiento original es un proceso mental que nace de la imaginación. No se sabe de que modo difieren las estrategias mentales entre el pensamiento convencional y el creativo, pero la cualidad de la creatividad puede ser valorada por el resultado final.

La personalidad creativa

Existen una serie de estudios en los que se compara a individuos creativos, seleccionados con base en sus logros y entre los que hay arquitectos, científicos y escritores, con sus colegas menos creativos. La diferencia entre los altamente creativos y los relativamente no creativos no reside en la inteligencia tal como ésta se mide en los test de inteligencia. El individuo creativo puede, no obstante, diferenciarse de los demás en cuanto a los rasgos de su personalidad. Hay desde luego, muchas excepciones, pero en general se ha comprobado que el individuo creativo tiende a ser introvertido, necesita largos periodos de soledad y parece tener poco tiempo para lo que él llama trivialidades de la vida cotidiana y de las relaciones sociales. Los individuos creativos tienden a ser enormemente intuitivos y a estar más interesados por el significado abstracto del mundo exterior que por su percepción sensitiva.

Los individuos creativos muestran a menudo dificultad para relacionarse con las demás personas y suelen evitar los contactos sociales. A menudo, muestran inclinación a considerar que la mayoría de la gente normal es simple, así como tendencias de dominio sobre los demás, lo que los aleja de establecer relaciones humanas en un grado de igualdad. Los individuos creativos parecen también estar relativamente liberados de prejuicios y convencionalismos, y no les interesa particularmente lo que sus semejantes o cualquier persona piensen de ellos. Tienen poco respeto por las tradiciones y reglas establecidas y por la autoridad en lo referente a su campo de acción y cualquier otra actividad, prefiriendo fiarse de sus propios juicios. Los varones con esta característica obtienen a menudo resultados muy altos en los tests de “feminidad”, lo cual indica que tienen una mayor sensibilidad y son más conscientes de sí mismos y más abiertos a la emoción y a la intuición que el hombre medio de la cultura occidental. Una característica es la preferencia por la complejidad. Entre individuos de personalidad creativa pueden distinguirse, a grandes rasgos, dos grupos distintos: el artístico y el científico. Las características fundamentales son las mismas en ambos, pero, en general, el artista es más dado a expresar su inconformidad tanto en su vida como en su trabajo, que el científico. El artista informal es corriente, pero el científico anticonvencional es relativamente raro. Los artistas y científicos creativos tienden, incluso a ser más estables emocionalmente que las personas corrientes y cuando esto no sucede así, su inestabilidad se manifiesta en forma de ansiedad, depresión, recelo social o excitabilidad, algo parecido a una neurosis plenamente desarrollada. Entre los artistas y escritores, el genio se confunde y se relaciona, a menudo, con la locura; en esta categoría de personas se manifiestan con excesiva frecuencia neurosis graves, adicción a las drogas, y al alcohol y diversas formas de locura. No existe mucha relación entre creatividad y cociente intelectual (CI); es perfectamente posible ser altamente creativo y tener una inteligencia normal, o poseer una gran inteligencia y carecer de capacidad creativa.

¿Qué suelen tener en común las personas creativas?

  • Confianza en sí mismo
  • Valor
  • Flexibilidad
  • Alta capacidad de asociación
  • Fineza de percepción
  • Capacidad intuitiva
  • Imaginación
  • Capacidad crítica
  • Curiosidad intelectual
  • Características afectivas de sentirse querido y protegido
  • Soltura y libertad
  • Entusiasmo
  • Profundidad
  • Tenacidad

Requerimientos de la creatividad

Somos creativos fundamentalmente cuando hacemos lo que nos gusta, cuando disfrutamos haciendo algo aunque requiera un esfuerzo. Cuando no solamente actuamos movidos por motivos externos (dinero, reconocimiento, obligación) sino por las sensaciones que experimentamos durante la actividad. Nos atraen las actividades que se nos dan bien, aquellas que conectan con nuestros talentos personales (ya sea escribir, pintar, bailar, diseñar, relacionarnos…) y es muy motivador ir consiguiendo niveles de excelencia cada vez mayores. Somos creativos cuando estamos motivados con lo que hacemos y las presiones del entorno no nos desbordan (tiempo, expectativas sociales, etc.).

Formas de aprendizaje

La creatividad no se puede enseñar, aunque se puede aprender. Para fomentar la creatividad se ha de romper la vida rutinaria, con hacer siempre lo mismo o con hacer más de lo mismo. Se debe bucear en la propia mente y trabajar en sí mismo para desarrollar sus propias habilidades de pensamiento y personalidad.

Causas de bloqueo en la creatividad

  • Una especialización muy profunda.
  • Racionalismo extremo.
  • Enfoque superficial.
  • Falta de confianza
  • Motivación reducida.
  • Capacidad deficiente para escuchar.
  • Respeto excesivo por la autoridad.
  • Espíritu no crítico, no observador.

Estos bloqueos pueden ser de distinta naturaleza:

  • Bloqueos emocionales: En general miedo a hacer el ridículo, o a equivocarnos, y este bloqueo está relacionado con una autocrítica personal negativa.
  • Bloqueos perceptivos: Al percibir el mundo que nos rodea, lo vemos con una óptica limitada y reducida, no pudiendo observar lo que los creativos ven con claridad.
  • Bloqueos culturales: Las normas sociales puede enseñar a mirar y pensar de una manera muy determinada, lo que nos da una visión estrecha.

Técnicas para la creatividad

Tormenta de ideas o “brain storm”. Los participantes son animados a formular cualquier idea que se les ocurra, por muy extraña o disparatada que sea, sin ejercer ningún tipo de autocensura o crítica.

Las inhibiciones de las personas a la hora de manifestar sus opiniones pueden ser vencidas, hasta cierto punto, por medio de algunas de las técnicas de dinámica de grupos, para las que se requiere un grupo de personas dispuestas a aportar nuevas ideas para la solución del problema.

Es un método de fomentar la creatividad en grupo que consta de dos partes: la primera, se basa en una aportación desinhibida de ideas que por absurdas que puedan parecer son anotadas por un moderador, el grupo trabaja con el subconsciente; en la segunda fase, se seleccionan las ideas más oportunas para la solución del problema. El grupo reelabora racionalmente las aportaciones subconscientes procedentes de la primera fase.

La formación de conceptos es una de las estrategias básicas usadas por la mente para resolver problemas:

  • Análisis.
  • La asociación de ideas.
  • La asociación forzada.
  • Diseño.
  • Generalización.
  • Búsqueda de analogías: Hacer común lo extraño, hacer extraño lo común.
  • La lista de atributos.
  • Scamper.
  • Blue slip.
  • Brainwriting.
  • Sinéctica: La unión de elementos distintos y aparentemente irrelevantes.
  • Síntesis.

En general, las técnicas van de las poco estructuradas a las muy estructuradas. Un ejemplo de técnica altamente estructurada es TRIZ, a diferencia de técnicas como Brainstorming (Tormenta de Ideas), la cual está basada en la generación de ideas aleatorias, Lateral Thinking y recetas heurísticas. Luego, estas técnicas son complementadas con otras técnicas de aprendizaje como: clasificación de ideas, mapas conceptuales, mapas mentales (mind mappings), selección de ideas, cuantificación de ideas, y diagramas de ishikawa.

La creatividad es la capacidad de crear, de producir cosas nuevas y valiosas, es la capacidad de un cerebro para llegar a conclusiones nuevas y resolver problemas en una forma original.La actividad creativa debe ser intencionada y apuntar a un objetivo. En su materialización puede adoptar, entre otras, forma artística, literaria o científica, si bien, no es privativa de ningún área en particular. La creatividad es el principio básico para el mejoramiento de la inteligencia personal y del progreso de la sociedad y es también, una de las estrategias fundamentales de la evolución natural.Es un proceso que se desarrolla en el tiempo y que se caracteriza por la originalidad, por la adaptabilidad y por sus posibilidades de realización concreta.

Creatividad es la producción de una idea, un concepto, una creación o un descubrimiento que es nuevo, original, útil y que satisface tanto a su creador como a otros durante algún periodo.

Todos nacemos con una capacidad creativa que luego puede ser estimulada o no. Como todas las capacidades humanas, la creatividad puede ser desarrollada y mejorada. Así, existen muchas técnicas para aumentar y desarrollar la capacidad creativa. Una de las más interesantes es la conocida como mapas mentales.

Mapas mentales

Es una técnica creada por Tony Buzan, investigador en el campo de la inteligencia y presidente de la Brain Foundation.

Un Mapa Mental es una representación gráfica, similar a una neurona, en una única hoja de papel de un tema, proyecto, idea, conferencia, o cualquier otra cuestión. Combina las palabras clave con dibujos y colores y establece conexiones entre aquellas.

La importancia de los mapas mentales radica en que son una expresión de una forma de pensamiento: el pensamiento irradiante. Es una técnica gráfica que permite acceder al potencial del cerebro y tiene usos múltiples. Su principal aplicación en el proceso creativo es la exploración del problema y la generación de ideas. En la exploración del problema es recomendable su uso para tener distintas perspectivas del mismo.

Bibliografía

  • Csikszentmihalyi, M.(1998) Creatividad. El fluir y la psicología del descubrimiento y la invención. Paidós psicología, Barcelona
  • Marín, R. y de la Torre,S. (1991)Manual de la Creatividad.Vicens Vives, Barcelona.
  • Marina, José Antonio (1993) Teoría de la inteligencia creadora. Anagrama. Barcelona, 2001
  • Maslow, A.(1983) La personalidad creativa. Buenos Aires, Kairós
  • Michalko, M.(2000)Los secretos de los genios de la creatividad.Gestión, Barcelona.
  • Monreal, C.(2001) ¿Qué es la creatividad?.Biblioteca nueva, Madrid
  • Puente Ferrreras, A.(1999) El cerebro creador. Alianza Editorial,Madrid
  • Romo, M.(1998) Psicología de la creatividad. Paidós psicología, Barcelona, 2000
  • Sikora, J.(1979) Manual de métodos creativos.Kapelusz,Buenos Aires
  • Veraldi, B. y Veraldi, G.(1979) Psicología de la creación.Editorial Mensajero,Bilbao

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.