Menú Desde 1996 información y formación gratuitas para familias con hijos con problemas

Personalidad fuerte

Una madre nos escribe preocupada porque en el centro escolar de su hija de 9 años le han dicho que la niña tiene una “personalidad fuerte” y no sabe con seguridad a que se refieren o si es un mal diagnóstico.

 

 

Gracias por escribir a la Fundación Belén con sinceridad y sencillez. Es muy buena costumbre el preguntar lo que no se comprende. Es una virtud es saber demostrar nuestro grado de comprensión hacía la persona con la que estamos hablando. Gracias. Y quédese tranquila con el comentario de la tutora. Tener personalidad es bueno y que sea una cosa buena además sea “fuerte”, es doblemente bueno.

Si cabe hacer algún reparo a la profesora/tutora es no ser más clara, y si cabe hacerle algún reparo a Usted misma, es no hacerle esta misma pregunta a la profesora en cuestión: ¿a qué se refiere exactamente con “personalidad fuerte”?

Pero es una buena lección para aprender. Los padres con frecuencia delante de quien consideramos tiene más conocimientos, ya sea el médico o la profesora, nos quedamos en silencio sin preguntar lo que no acabamos de entender. Y no debe ser así. Porque somos los responsables primeros y últimos de la crianza de nuestros hijos.

Debemos  -es nuestro deber como padres- en primer lugar ATENDER las explicaciones de estos “expertos custodios”  ya sean profesores o médicos; pero es su obligación hacerse ENTENDER. Y si nos quedamos con dudas es nuestro derecho preguntar.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR

Aviso de cookies